Translate

divendres, 5 d’agost de 2011

CAIGUDA DE LA BORSA. (Extret de El País)

Comentari notícia per a 1er bat:



Los mercados europeos están sumidos en sus propios problemas y las fluctuaciones están relacionadas con cuestiones de cada grupo empresarial. Según el analista de Inversis David Navarro, este es el caso del Ftse londinese, en rojo tras el anuncio del banco HSBC de que recortará 30.000 empleos.

La disminución del déficit sigue enfrentando a demócratas y republicanos y "la tesitura que se ha seguido en EEUU ha sido la de eliminar el riesgo de manera inminente y calmar un poco las previsiones más pesimistas", dice el analista. En este sentido, se podría comparar al acuerdo sobre Grecia del Eurogrupo, que puede conllevar a incertidumbre más adelante.

El problema de EEUU está relacionado más con la liquidez que con la propia capacidad de generar ingresos en el país. "Se trata de un problema más bien político. Pero este acuerdo, aún a falta de que se apruebe, era lo que más necesitaban los mercados", afirma Covadonga Fernández, analista de mercados de Self Bank.


La prima de riesgo, determinada por la rentabilidad extra que debe pagar España a quien invierta en su bono a diez años comparada con la que ofrece Alemania, sigue al alza. El diferencial ha repuntado de 355 a más de 370 puntos y la rentabilidad del bono español en el mercado secundario se eleva al 6,18%, frente al 2,47% que paga el bono alemán.

El resto de los países periféricos de la zona del euro también veían subir sus primas de riesgo. En Italia superó por primera vez los 350 puntos tras alcanzar el bono una rentabilidad del 6%.

Por su parte, en el mercado de divisas, el euro se devaluaba frente al dólar y el tipo de cambio se reducía de 1,441 a 1,429 unidades.

"El dólar sigue fuerte frente al yen y al franco suizo, aunque con el acuerdo alcanzado por republicanos y demócratas podía ser lógico que el dólar aumentara su valor frente al euro", señala Alberto Rold.

Los mercados asiáticos recibieron la noticia de forma positiva y cerraron sesión con aumentos cercanos a un 2%. "Tras el estallido de la crisis, desde las economías asiáticas siempre se vio que EEUU debía tirar del carro en la senda de la recuperación", añade Covadonga Fernández. De esta manera, el papel de Europa estaba en segundo plano por su situación más compleja al ser una multitud de países frente a la unicidad americana.

A esto se suma el hecho de que las economías asiáticas están verdaderamente globalizadas. "Son las economías 'dolarizadas', dependen mucho del devenir americano y sus divisas están fuertemente vinculadas al dólar", dice David Navarro. Por ello, el acuerdo sobre el techo de deuda afectará en mayor medida a Asia que a los mercados europeos.